No estamos acostumbrados a hablar de la gama media. Sin embargo, estos terminales tienen más demanda que aquellos de gama alta. La gama media ha evolucionado durante los últimos años y el Wiko WIM es un ejemplo de ello. Con un diseño sublime y una doble cámara trasera para ofrecer la máxima calidad.

Wiko WIM: La gama media más elegante

Lo primero que percibimos al ver el Wiko WIM es su marco de aluminio, elegante, en un tono oscuro que no llama la atención. No se puede decir lo mismo de la parte trasera donde el plástico brillante destaca por su diseño aunque, como suele suceder en estas traseras, es un imán para las huellas dactilares.

 

Su parte frontal muestra el lector de huellas y unos generosos marcos superior e inferior. Se nota que este diseño todavía era ajeno a la moda de los notch. Sin embargo, la curva de la pantalla hace que pensemos que tenemos delante un terminal de gama alta.

Especificaciones técnicas

Como ya hemos indicado se trata de un terminal de gama media. Su procesador es el gran limitante de este equipo, se trata de un Qualcomm Snapdragon 626. Este es el encargado de potenciar este terminal aunque, como veremos más adelante no está a la altura de lo que se le exige

Wiko WIM
Pantalla5,5″ FullHD (1,920×1,080px)
ProcesadorSnapdragon 626
RAM4GB
Almacenamiento64GB
Batería3,200mAh
Cámara trasera13 megapixeles con apertura de f/2.0 y cámara en blanco y negro de 13 megapíxeles y grabación de video 2160p a 30fps
Cámara delantera16 megapixeles con flash
Sistema operativoAndroid 7.1 Nougat

Un error innecesario

El terminal ofrece un par de cámaras trasera con una cámara en blanco y negro que quiere ofrecer una mayor definición. La otra cámara aporta el color y el detalle. Así, la conjunción de estas dos cámaras nos ofrece grandes fotos pero, a costa de un tiempo de ejecución demasiado elevado.

Resulta frustrante en ciertas situaciones el tiempo que tarda desde que pulsamos el botón hasta que se ejecuta la orden. Esto es un fallo inadmisible ya que sacrifica completamente la experiencia. El procesador es incapaz de trabajar con esta configuración de cámaras elegida.

Wiko WIM, un gama media interesante y elegante 2

Rendimiento y autonomía

Más allá del problema indicado con las cámaras el Wiko WIM ofrece una calidad de imagen muy buena, sin problemas en este soleado verano. Del mismo modo, su calidad de audio en llamadas y videos es sobresaliente con la clásica ubicación del altavoz junto al conector de carga.

El software incluido por Wiko es el habitual. No está demasiado cargado, pero, hay algunas apps que nos sugieren ofertas en la barra de notificaciones y consideramos que eso degrada la experiencia de los usuarios.

La autonomía cumple con creces el día de uso haciendo un uso medio del dispositivo. Al final del día tenemos alrededor de 4 horas de uso de pantalla y un 50% de batería. Wiko sí que realizó un gran trabajo optimizando el consumo del terminal. Podéis dejar vuestro cargador en casa puesto que el Wiko WIM cumplirá con creces.

Conclusiones

El mayor pero que hemos encontrado con este dispositivo es el tema de las cámaras. Confiamos en que este fallo no vuelva a darse en futuros dispositivos de Wiko. Ensombrecen la experiencia y reducen la confianza de los consumidores.