Hace un año se presentaba en Estados Unidos Facebook Watch, la nueva alternativa para competir con YouTube. El formato es el mismo, video bajo demanda para competir de manera directa con el servicio de Google. El objetivo es que muy pronto esté disponible a nivel internacional para los editores y creadores de contenido.

Facebook Watch, a la conquista del contenido

Corren tiempos difíciles para Facebook. La red social más importante del mundo quiere mantener a su audiencia, que en algunos casos prefiere Instagram a Facebook parece haber orientado su plataforma a competir directamente con YouTube enfocándose especialmente a los creadores de contenido y editores. Facebook les ayudará a ganar dinero con sus vídeos en la red social, y a comprender mejor cómo rinden sus contenidos. Hace un año se lanzó la plataforma en Estados Unidos para ofrecer, a los usuarios de la red social, un lugar donde descubrir espectáculos y creadores de vídeos, y donde tener conversaciones con amigos, otros fans e incluso los propios creadores.  Facebook Watch nace centrándose en un consumo más social.

Tras unos resultados únicos en Estados Unidos

Las cifras avalan a Facebook que, en tan solo unos meses ha conseguido que un programa como Red Table Talk consiga 2,9 millones de seguidores en Estados Unidos. Para los creadores de contenido, Facebook Watch cuenta con Ad Breaks; y anuncian que su programa irá ampliándose para permitir que más socios moneticen sus vídeos. No será hasta septiembre cuando llegue a España. Los contenidos requieren un mínimo de tres minutos y en ‘canales’ que cuenten con al menos 10.000 seguidores, generando al menos 30.000 vistas de un minuto durante un período de dos meses, o bien que cumplan los estándares de elegibilidad.

De momento, más de 50 millones de personas utilizan Facebook Watch cada mes. Por si fuera poco, desde comienzos de año han conseguido aumentar el tiempo de visualización 14 veces. Uno de los puntos clave está en el lanzamiento de Ad Breaks al mismo tiempo que la plataforma, para que los vídeos se puedan monetizar desde el primer momento y, evidentemente, esto incentive a los creadores de contenido a usar la plataforma.