Los seguros de dispositivos electrónicos son muy frecuentes a día de hoy. A medida que han crecido las pantallas, se ha utilizado más cristal en los dispositivos y se han vuelto más frecuentes en el uso, también son más frágiles. Sobre todo después del verano, es muy normal encontrarse con pantallas de dispositivos móviles rotos.

Samsung conoce este problema. Además, cuando un usuario se gasta 1010€ en el mejor smartphone de la compañía, el Note 8, se siente en la obligación de protegerlo, porque no se sabe que puede ocurrir. Ahora podrás estar más seguro, ya que han presentado Samsung Mobile Care, su seguro con el que no tendrás que preocuparte de una caída, porque te lo reparan con piezas originales.

Para la gama alta de Samsung

Este nuevo seguro protege contra daños en pantalla, tanto del cristal delantero como del trasero, siempre y cuando afecten a la funcionalidad. Además, y aquí es donde más destaca este seguro, también protege contra derrames accidentales de líquidos en el dispositivo, o cualquier otro daño que no te permita utilizar el smartphone.

Este nuevo seguro está disponible para los mejores smartphones de la compañía, es decir, Samsung Galaxy S7, S7 Edge, S8, S8+ y Note 8. Con la posibilidad de dar dos partes durante los dos años que dura, no tendrás que preocuparte si le ocurre algo al dispositivo. Al usar piezas originales, sabes que tu dispositivo estará como el primer día.

Samsung

Tienes dos posibilidades de pago, hacerlo de golpe en un pago único de 129€, o pagar 5,99€ al mes, lo que daría un coste total de 143,76€. Si bien es más caro el pago al mes, también permite ser más accesible para los usuarios a la hora de reunir el dinero para pagarlo.

Una vez que hayas comprado tu dispositivo, dispones de 30 días para poder contratar este seguro, siempre que no haya sufrido ningún desperfecto anteriormente. Para contratarlo, es necesario utilizar la aplicación Samsung Members o a través de Samsung Mobile Care online. Además, solo es válido para el país donde se haya comprado el dispositivo.

Puedes ver las condiciones de la póliza aquí. Además, dar un parte será tan sencillo como hablar con atención al cliente, teniendo a mano la póliza del seguro o, en su defecto, el IMEI del dispositivo asegurado. ¿Qué os parece esta nueva opción de Samsung?