Quince días han pasado ya desde que Apple ofreciese de forma oficial la actualización a iOS 11, una nueva versión del sistema operativo móvil de la compañía destinada a mejorar el apartado productivo de los iPad y que posiblemente termine pasando a la historia como una de las versiones de iOS que más problemas está dando a la compañía.

A pesar de que las nuevas versiones de iOS siempre han ofrecido diferentes problemas en sus primeros días, como aquellas pérdidas de conexión wifi en los primeros días de iOS 8, este iOS 11 va camino de convertirse en la actualización que más problemas ha ocasionado. Problemas tan importantes como drenajes de batería y lags.

iOS 11 no alcanza las cifras de su predecesor

Y como cabía esperar, estos problemas han provocado una reducción significativa de la adopción de este nuevo iOS 11, quien dos semanas después de su lanzamiento solamente se encuentra instalado en el 38,5% de los dispositivos soportados. Un 10% menos que la anterior versión del sistema operativo móvil de Apple, un iOS 10 que en su segunda semana de vida ya estaba instalado en el 48,16% de los dispositivos.

El nuevo y polémico iOS ya está instalado en uno de cada tres iPhone e iPad 1

iOS 11.0.2 no soluciona los problemas de rendimiento y autonomía

Apple, conocedora de los problemas de iOS 11, no ha parado de trabaja lanzando en dos semanas las versiones 11.01 y 11.0.2 de iOS, dos versiones que a pesar de haber corregido los problemas con las llamadas y videollamadas en los iPhone 8 e iPhone 8 Plus y la corrección del problema por el cual algunas fotos quedaban ocultas, no han solucionado aún los problemas de rendimiento y de autonomía.

Llama la atención que Apple, tan meticulosa con su sistema operativo, quince días después del lanzamiento oficial de iOS 11 aún tenga problemas para ofrecer a sus usuarios una experiencia a la altura de lo que se espera de la compañía. Esperemos por el bien de todos que estos problemas se resuelvan lo antes posible.