Si hay un problema importante en los smartphone de hoy en día ese es el de la corta autonomía con la que la mayoría de los modelo cuentan. No es extraño ver a gente enganchada a powerbank o buscando un enchufe con urgencia para alimentar la batería de su dispositivo. Sony parece que ha pensado en ello y ha dado un nuevo enfoque.

Hasta ahora podíamos pasar todo tipo de archivos entre smartphone, ya sea por Bluetooth, NFC o simplemente mediante un email. Pero… ¿Y si pudiésemos traspasar energía?

Quizá no se te haya ocurrido nunca, pero como concepto es genial. La patente con código US 20170064283 registrada por la marca japonesa describe “un método para configurar la transferencia inalámbrica de datos y energía entre dispositivos electrónicos de consumo”.

La patente de Sony para traspasar energía entre dispositivos

Lo que Sony busca es combinar la tecnología NFC con la carga inalámbrica. Una especie de híbrido que además de transferir datos, el equipo emisor podrá cederte unos cuantos miliamperios. El equipo receptor, en cambio, se encargará de buscar fuentes de energía inalámbricas que estén cercanas para avisarnos, de la misma forma que detecta redes WiFi.

Pocos detalles adicionales conocemos, tan solo queda esperar a ver cómo Sony lo implementa en el futuro. Y si los smartphone podrán tener la función de emisores, puede llegar a ser una auténtica revolución. Aunque también tiene elementos en contra, como el desgaste excesivo de las baterías de Litio. ¿Qué os parece esta patente? ¿La veis positiva?